[vc_row][vc_column width=”1/2″][vc_column_text]

El salario avanza un 0.4 %  terminos reales en 2014 de los trabajadores formales avanzó, ya son tres años seguidos que no avanza más de 1 por ciento, revelaron datos del IMSS.

[/vc_column_text][/vc_column][vc_column width=”1/2″][vc_single_image image=”2475″ img_link_target=”_self” title=”El salario de los trabajadores formales apenas avanzó 0.4 por ciento en términos reales.”][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column width=”1/1″][vc_column_text]La formalización del empleo durante 2014 no se tradujo en una mejora salarial para los trabajadores, toda vez que el salario diario que pagaron las empresas privadas a sus empleados apenas aumentó 0.4 por ciento en términos reales.

Con ello, el salario que reciben los trabajadores formales liga tres años consecutivos sin poder avanzar más de 1 por ciento, revelan datos recién actualizados del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

El salario asociado a trabajadores asegurados cerró 2014 con un valor de 294.10 pesos diarios, que significó un incremento nominal de 4.5 por ciento respecto a 2013.

Sin embargo, al deflactar el salario usando el Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC), que cerró el año pasado en 4.08 por ciento, el salario de los trabajadores formales apenas avanzó 0.4 por ciento en términos reales.

En 2013 el salario tuvo un alza real de 0.1 por ciento y en 2012 no avanzó, mientras que en 2011 el salario tuvo un aumento de 1.1 por ciento, el más alto para el periodo 2008-2014, mientras que en 2009 y 2010 el salario tuvo pérdidas de 0.7 y -0.5 por ciento, respectivamente.

Rafael Martínez Duclaud, director de la Universidad Interamericana para el Desarrollo, campus Distrito Federal y Estado de México, sede Taxqueña, señaló que el estancamiento del salario formal se debe al nivel de capacitación y habilidades del trabajador y a las características de la empresa que paga ese salario, aunque el problema central de los salarios está en la productividad.

“La formalización no tiene sentido sin tocar el problema de la productividad. Al pasar de un estatus al otro su salario no va a cambiar sustancialmente, al menos no para pensar en una derrama económica que implique un efecto multiplicador en la economía”, afirmó el académico.

Miguel Reyes, coordinador del Observatorio del Salario de la Universidad Iberoamericana, campus Puebla, indicó que después de la crisis de 2009 los empleos que se han creado fueron con salarios por debajo de los cuatro salarios mínimos, lo que ha influido para que el grueso de los trabajadores asegurados al IMSS sean con ese nivel salarial, que es el más afectado por la inflación.​[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]