La velocidad con la que actualmente se pueden lanzar productos conlleva el riesgo inherente de perder el control

n31A menudo puede parecer que la tecnología digital está haciendo que cada aspecto del negocio se mueva a velocidad luz.

Esta capacidad comercial en tiempo real tiene verdaderos beneficios: llegar más rápido al mercado, capturar valor más pronto, capacidad de respuesta más inmediata para las necesidades de los clientes.

¿Pero qué hay respecto a los riesgos? ¿La alta velocidad no conlleva el riesgo inherente de pérdida de control?

No necesariamente. Considere cómo fue que Google se las ingenió para lograr notable velocidad en el lanzamiento de un producto, reduciendo el riesgo al mismo tiempo.

Durante décadas, proyectos grandes de Tecnología de la Información han colapsado por completo porque los planificadores no pudieron anticipar todas las interdependencias del nuevo software en la extrema complejidad de las bases de código de software grandes.

Para probar nuevo software antes de su lanzamiento, los gerentes de proyectos grandes usan complicados procedimientos de pruebas realizadas por equipos de profesionales de “garantía de calidad”.

Esta prueba tradicional tarda semanas o meses, y aún así se le pasan errores. Para manejar el lanzamiento de software nuevo a su enorme escala, Google ha reemplazado los sistemas tradicionales de prueba que dependen de gente con una máquina, conocida como sistema de “integración continua”.

Es una copia de su sistema de producción que ejecuta programas especiales que prueban la forma en que trabajan conjuntamente servicios componentes. El sistema de pruebas de Google compila y despliega continuamente más de 5,000 componentes (servicios), y ejecuta 100 millones de pruebas de casos por día.

La máquina de pruebas de Google es construida y manejada por un grupo de “ingeniería de pruebas”, cuyo tamaño es de aproximadamente 15 por ciento de sus desarrolladores totales.

Este grupo solo arma los sistemas automatizados de pruebas; no hacen las pruebas reales. Los ingenieros de pruebas dan mucha consideración a crear incentivos que motiven a los desarrolladores a arreglar fallas y escribir pruebas eficaces. Por ejemplo, proveen tableros de control que informan del conteo de fallas por desarrollador.

Conforme los desarrolladores hacen cambios, son probados con la versión más reciente, que incluye todos los demás cambios. Si una prueba encuentra problemas, puede informar a los desarrolladores a quién contactar para resolverlos, directamente, sin usar gerentes de nivel medio.

Google combina pruebas automatizadas con un proceso relacionado que requiere arbitraje humano para revisar cambios a los códigos. En conjunto, la prueba automatizada y el arbitraje proveen un alto nivel de control de calidad que libera a los desarrolladores de Google para de hecho trabajar en los propios cambios requeridos.

Todos los desarrolladores de Google tienen el poder de hacer cambios a cualquier producto (o múltiples productos), sujetos a las reglas de prueba y revisión. En algunos casos, pueden pasar de una idea al lanzamiento de software en 48 horas.

Conforme más y más prácticas de administración sean transformadas por la digitalización, estas herramientas y prácticas de vanguardia para desarrollo de software generalmente facilitarán un manejo de producto más abierto y flexible.

La investigación más reciente de Brad Power se enfoca en cómo la alta gerencia crea modelos comerciales innovadores que posibilitan el desempeño actual y la innovación del mañana.

Fuente:The Hardverd Business School Publinshing Corp.